domingo, 17 de abril de 2011

Los resultados de Juan Hilario Lazala en la Radio de SPM.


Por Cesáreo Silvestre  Peguero. elperiodismoconsentido@gmail.com                                                         
                                                                           
Los resultados son la evidencia de los hechos realizados en bien o en mal.
En el aspecto positivo como en el que se ha dado con: Juan Hilario Lazala; un locutor y pastor, de quien han aprendido muchos de él en la comunicación.
Él ha sido provechoso a su paso por los medios de comunicación, en donde aún labora; a pesar de su edad sigue vigente como locutor de noticias de la emisora cristiana, Radio Sentada AM.
Juan Hilario Lazala ha sido un ser humano batallador, que ha tenido que sobreponerse a las mezquindades de quienes no han sabido valorarle en su justa dimensión. Él ha contribuido con la incursión en los medios de connotadas figuras, tales como lo son: el destacado locutor Félix Victorino, Robert Benítez, Yanelly Pujols, Inocencio Velorio, Julia Tiburcio, Andy Ramírez, Daniel Muñoz y otros tantos comunicadores que hoy están brillando en importantes medios televisivos y radiales.
Él se ha dado al trabajo con responsabilidad y entrega en todo lo que le ha tocado asumir en la vida. Don Juan Hilario Lazala nació un primero de Mayo del año 1955.  Es hijo de Luis Castillo y de Doña Francisca Lazala. Es padre de Dionisia Fulgencio y de Wanda Lazala. Juan Hilario Lazala, es evangelista y pastor en la iglesia Tabernáculo de Avivamiento, en el sector 24 de abril de San Pedro de Macorís. Pertenece a la Asociación de Capellanes de SPM. Juan Hilario Lazala, además de comunicador, es pintor, técnico en electrónica y maestro de locución. Él realiza operativos médicos a favor de los necesitados y ofrece recorte de cabellos algunos niños de escasos recursos económico. 
Él realiza estas labores humanas, a pesar de sus pocos recursos. Con ese proceder, él demuestra que, no es necesario ser rico para servir. El más rico no es el más tiene, sino, el que de lo poco que consigue, lo comparte con el necesitado; a diferencia de otros que tienen abundancia de dinero y escasez de buena voluntad.
La necesidad económica de muchos seres humanos se saciaría, no aumentando sus ingresos, sino disminuyendo sus codicias y desenfrenadas ambiciones.

No hay comentarios: